sábado, 28 de agosto de 2010

Recuerdos de Santander (Epílogo: Vida)


Después de todo, todo ha sido nada,
a pesar de que un día lo fue todo.
Después de nada, o después de todo
supe que todo no era más que nada.

Grito «¡Todo!», y el eco dice «¡Nada!»
Grito «¡Nada!», y el eco dice «¡Todo!».
Ahora sé que la nada lo era todo,
y todo era ceniza de la nada.

No queda nada de lo que fue nada.
(Era ilusión lo que creía todo
y que, en definitiva, era la nada.)

Qué más da que la nada fuera nada
si más nada será, después de todo,
después de tanto todo para nada.


José Hierro, «Vida», en Cuaderno de Nueva York (1998)

10 comentarios:

Isabel Martínez Barquero dijo...

Jorge, un magnífico epílogo para esta serie de recuerdos de Santander.
El poema de José Hierro escogido es precioso de principio a fin, profundo, desgarrador, sabio, maravilloso en definitiva.

Me ha gustado muchísimo esta forma de enlazar los recuerdos fotográficos con poemas de José Hierro. Rindes un precioso homenaje al poeta, a ese poeta sublime que tanto quieres y quiero.

Gracias por traerlo, por lo hermosas que han sido las entradas, por todo.

Un beso enorme.

(P.D.- Estaré unos días desconectada por asuntos de salud insoslayables. Regresaré en cuanto pueda.)

Jorge Andreu dijo...

Amiga Isabel, tu salud es lo primero: mejórate y no te preocupes, seguiré aquí cuando vuelvas (qué hermosa canción de Perales, ¿verdad?).

Me alegro de que te haya gustado mi homenaje tanto a José Hierro como a la ciudad de Santander. Ha sido la primera ciudad que he visitado del norte, y de alguna manera tenía que dejar constancia en este blog: ninguna manera mejor que enlazar las imágenes con poemas de José Hierro, ya que el poeta y su obra fueron los que me llevaron hasta la UIMP.

El soneto es una maravilla. Escrito a la manera barroca, jugando con dos palabras cuyo significado es tan profundo en cada verso que merece la pena releer el soneto una y otra vez. En youtube hay un vídeo en el que el propio Hierro recita el soneto con su manera tan peculiar de recitar, que engrandece la calidad de su poesía.

Un abrazo muy fuerte, Isabel.

Jorge Andreu

Mª Teresa Sánchez Martín dijo...

Maravillosos los "Recuerdos de Santander" Preciosas las fotografías y la selección de poemas.

Estuve en Santander en Julio. Estoy enamorada de esa tierra, de sus paisajes, de su elegante bahía, de la vitalidad del mar... me ha inspirado muchos poemas.

La foto de mi última entrada es de ahora, está tirada desde el faro de Cabo Mayor, el poema es más antiguo pero inspirado allí también.

Un saludo

Jorge Andreu dijo...

Teresa, vi tu foto esta mañana y pensé en Santander, esa vista me sonaba mucho. Me alegro de que también te haya gustado y te haya inspirado nuevos poemas. Podíamos haber coincidido, fíjate.

Gracias por seguir los Recuerdos de Santander. Eres un cielo.

Un beso.

Jorge Andreu

Felipe dijo...

La poesía de José Hierro es propia vida,amor,lucha,ternura...

Querible José Hierro

Saludos

Jorge Andreu dijo...

¿Verdad? Un poeta con mayúsculas. Gracias, Felipe. Me alegro de tener a más gente amante de la poesía alrededor.

Un saludo.

Jorge Andreu

Aleda dijo...

Tenías razón, Jorge. El epílogo me ha entusiasmado. Es genial, aunque hay que saber leerlo para llegar a entender lo que con estos versos (creo) quiere decirse.
Maravilloso homenaje a José Hierro. Reconozco que no conocía gran cosa de la obra de este poeta, por ello te doy las gracias por haberme acercado (¡y de qué forma!) a él y a su poesía. Las fotos que han acompañado a este homenaje, debo decir que han sido estupendas y realmente ilustrativas de lo que querías expresar con cada recuerdo.
Ha sido todo un placer poder descubrir con este blog tuyo estas poesías y haber compartido, a través del mismo y de las mismas, estos recuerdos tan especiales.
Gracias por deleitarnos siempre.
Un beso.
Aleda.

Jorge Andreu dijo...

Aleda, me deleitas con tu comentario. Una de mis intenciones cuando pensé en estos recuerdos de Santander era la de enseñar a los que me seguís habitualmente algunos poemas de José Hierro, para que si salíais satisfechos de estas lecturas, busquéis por vuestra cuenta más poemas de Hierro. Es un poeta con mayúsculas al que hay que leer.

Con respecto a las fotos, tengo que agradecer en su mayoría la compañía de mi amigo Adrián (Gadi), porque de no ser por él, estas fotos no existirían. No obstante, algunas de las que han aparecido en estas entradas las he tomado yo, pero siempre con su cámara.

Una vez más, agradezco tu presencia aquí. Espero que con las nuevas entradas, que ya empezarán a cambiar un poco de tono y, sobre todo, de ambiente, disfrutes tanto como con los Recuerdos.

Un abrazo.

Jorge Andreu

gadi dijo...

Me alegro mucho de que mis fotografías y en general, mi cámara, hayan contribuido a este acercamiento a José Hierro.

Me han hecho muy feliz vuestros comentarios viendo mis fotografías en las entradas. Pero por supuesto, José Hierro y la selección de los versos tienen la mayor parte del mérito.

Muy buenas entradas Jorge.

Jorge Andreu dijo...

Gracias, Adri. De no ser por ti y por tu cámara, las entradas de recuerdo sólo hubieran tenido versos de José Hierro. Ya has visto cuánto le gustan a la gente tus fotografías. A mí también.

Un abrazo.

Jorge Andreu